Nuestro sistema sabe exactamente lo que necesita - movimiento, alimento, agua, naturaleza, descanso, creatividad.

Cultivar hábitos saludables, disfrutar naturalmente, generar constancia es simple pero a veces el camino puede hacerse confuso y solitario.
En determinados momentos de la vida, todos experimentamos baja energía y alto estrés sintiéndonos desconectados de nuestra fuente de poder creativo.
Cuando no priorizamos nuestras prácticas de autocuidado (sadhana), tarde o temprano nuestro cuerpo nos avisa.
Si te cuesta priorizar tu autocuidado, si eres de empezar y dejar de atenderte, te entiendo pues ante todo soy estudiante.

Te invito explorar

Las clases son accesibles y efectivas, diseñadas para superar limitaciones, desarrollar tu constancia y despertar tu lado más vital y creativo.

Lejos de promesas mágicas, con prácticas simples que integran asana, pranayama y dhyana (movimiento, respiración y meditación) las clases revitalizan, fortalecen y aportan flexibilidad al cuerpo. Además invitan a explorar el "paisaje interior" (sensaciones e emociones) y hacer ajustes necesarios para gestionar tu bienestar. Y cuando impactamos la relación con nuestro interior, también podemos hacer impactos en el mundo que nos rodea.

Yoga accesible para todas y todos

Además de invitar a todos los cuerpos, aplico un "sistema de honor". Las clases en vivo cuestan $10. Tienes la opción de pagar lo que consideres. Un porcentaje de las ganancias mensuales son donadas a organizaciones que trabajan con poblaciones en riesgo.

Guiarte será un honor

Si tienes cualquier pregunta puedes enviarme un correo electrónico o agendar una consulta gratis de 15 minutos aquí